Feb 102011
 

Sé que resulta difícil para muchos artistas el uso del término “estrategia”, porque generalmente este término se asocia con un tipo de pensamiento demasiado calculador y frío para el logro de objetivos a diferentes plazos, los que muchos consideran incompatibles con la  naturaleza espontánea del arte. Sin embargo, para el mercadeo de arte ,este término resulta imprescindible, pues sin el desarrollo de un pensamiento previo a la acción, sin objetivos pre fijados y sin una visión global y de conjunto, colocar cualquier producción artística en el mercado resulta por lo general extraordinariamente difícil. Es importante conocer que el término estrategia tuvo su origen en Grecia ,y que su uso fue inicialmente militar, pero que su validez ha hecho que hoy en día este término se haya extrapolado mas y mas a cualquier esfera de actividad humana.

Pensemos que un corredor de 100 metros planos tiene que hacer una estrategia previa de su carrera ,un cirujano con su equipo desarrolla una estrategia antes de operar a un paciente, un político hace una estrategia de campaña o una organización ecológica desarrolla diferentes estrategias para salvar un determinado medio ambiente o a una  especie  dada y esto supone: tener metas concretas, lograr desarrollar conceptos claves y trabajar no solo con lo desconocido, sino con lo impronosticable. En el campo de la gestión, algunos autores como Hatten, consideran que la estrategia puede definirse como :” el medio o la vía para la obtención de los objetivos de cualquier organización, o como el arte o la “maña” de entremezclar el análisis interno y la sabiduría de los gestores para crear valores de los recursos y habilidades que controlan “.   Cada día, el concepto de estrategia se utiliza más y más, y tanto es así que hasta los poetas han acudido a él para resolver problemas de amor. Con motivo del próximo día de los enamorados comparto con los lectores el siguiente poema de Mario Benedetti donde táctica y estrategia quedan totalmente al descubierto y no ofrecen lugar a dudas de que el desarrollo de estrategias no es ajeno ni al arte, ni a lo mas sublime que el hombre puede pretender : EL AMOR.

TÁCTICA Y ESTRATEGIA[1]

Mario Benedetti

Mi táctica es

mirarte

aprenderte como sos

quererte como sos

mi táctica es

hablarte

y escucharte

construir con palabras

un puente indestructible

mi táctica es quedarme en tu recuerdo

no sé como ni sé

con que pretexto

pero quedarme en vos

mi táctica es

ser franco

y saber que sos franca

Y que no nos vendamos

simulacros

para que entre los dos

no haya telón

ni abismos

mi estrategia es

en cambio

más profunda y más

simple

mi estrategia es

que un día cualquiera

no sé como ni sé

con que pretexto

por fin me necesites


[1] Tomado de Mario Benedetti (2001). El amor, las mujeres y la vida. Bogotá. Editorial Planeta Colombiano. S.A.

 Leave a Reply

(requerido)

(requerido)

*


You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>